Fue a sacar dinero del banco y lo siguieron hasta su casa: lo ataron, lo golpearon y le robaron 600 mil pesos en Pergamino

El hombre abrió la puerta confiado porque esperaba visita. Delincuentes armados lo amenazaron y se llevaron la plata que minutos antes había retirado del banco. Todo ocurrió en pleno a centro a la luz del día.”

Llegó el lunes. La víctima había estado esperando la jornada bancaria para resolver trámites y algunos asuntos pendientes. A contramano de lo que imaginó, el comienzo de la semana le provocó un enorme disgusto: dos delincuentes lo asaltaron en su propia casa y se llevaron alrededor de 600 mil pesos. Cómo si no alcanzara con eso, lo golpearon y maniataron con precintos.

El asalto, según pudo averiguar PRIMERA PLANA, se produjo en horas de la tarde del lunes, en calle 3 de Febrero, a escasas 5 cuadras del corazón de la ciudad.

La hija del damnificado, alertada porque su padre no contestaba el teléfono, llamó al 911 y una vez con la policía en el lugar, ingresaron al domicilio. A pesar de que la denunciante les había entregado las llaves a los oficiales, la puerta de calle estaba sin traba, indicio de que algo andaba mal. Apenas entraron al hogar, se escuchó la voz del dueño de casa: “Hija! Estoy bien, me robaron”, fueron sus palabras.

Según contaron fuentes de la investigación a PRIMERA PLANA, el hombre de 53 años había retirado dinero de un banco ubicado sobre la peatonal San Nicolás y lo hizo cerca del cierre de la actividad. Luego se dirigió a su domicilio y guardó la plata.

Cuando pensó que todo había salido bien, las cosas comenzaron a complicarse.

Llamaron a la puerta y cómo la víctima esperaba visitas, abrió confiado. Dos sujetos ingresaron a la fuerza, empujando al dueño de la casa hacia adentro. Uno de ellos tapaba su rostro con un pasamontañas y el restante con un casco. Ambos estaban armados.

Pergamino, tres de la tarde del lunes. Pleno centro.

Está claro que los ladrones sabían lo que buscaban: el dinero que había sacado del banco. Mientras uno de los delincuentes ataba de pies y manos a la víctima con precintos en una silla y le propinaba un golpe para intimidarlo, el otro revolvía la casa en busca del botín.

Los indeseados visitantes encontraron los 600 mil pesos y se dieron a la fuga, dejando al hombre de 55 años a su suerte, atado e imposibilitado de realizar maniobra alguna, hasta la llegada de su hija y las fuerzas policiales.

La causa quedó caratulada como “Robo agravado por el uso de arma de fuego y privación ilegal de la libertad”, interviene la U.F.I. N° 01 del Departamento Judicial de Pergamino a cargo del Dr. Horacio Lasarte.

Imagen de portada ilustrativa

Fuente: Primera Plana