Kicillof ratificó a Berni en su cargo en medio de una “fuerte autocrítica” por el conflicto

Tras el final del conflicto con los policías movilizados y el anuncio de 44 milpesos de salario de bolsillo, el Gobernador comenzó a analizar el escenario que pasó. El mediático ministro de Seguridad sigue al frente, pero bajo una lupa sobre sus movimientos.

Uno de los mayores conflictos con la policía bonaerense llegó a su final. No sin antes de contar con escenas tensas, con efectivos policiales movilizados, de uniforme, con el arma enfundada y arriba de los patrulleros. La postal de los reclamos que llegaron a las puertas de la Residencia Oficial de la Gobernación en La Plata, donde vive Axel Kicillof y su familia, y la presencia de patrulleros y policías protestando en las puertas de la Quinta de Olivos, marcaron un mal precedente.

Sin embargo, gracias a la intervención de Alberto Fernández, con el anuncio del Fondo de Fortalecimiento Fiscal que le dará 1 punto de coparticipación a la Provincia de Buenos Aires, cedida por la Ciudad de Buenos Aires, el gobierno bonaerense pudo tener aire para hacer el anuncio de hoy: 44 mil pesos de bolsillo como salaria inicial, aumento de las horas CORE y la triplicación del monto para la compra del uniforme, entre otras cosas, terminó con el tenso conflicto.

Según pudo saber CRONOS, por fuentes del gobierno bonaerense, rápidamente Kicillof se puso a analizar el escenario. En medio de la tensión de más de dos días, el papel del ministro de Seguridad, Sergio Berni fue puesto en la lupa, incluso desde la Casa Rosada.

Pese a distintas versiones, CRONOS pudo confirmar que Kicillof ratificó a Berni en su cargo. Eso sí, no sin antes hacer foco en plasmar una “fuerte autocrítica” y con “una fuerte demanda interna” que derivó en el inédito conflicto.

“Lo que pasó fue que claramente se rompió la cadena de mando”, admiten en los principales despachos de la Gobernación.

“El Gobernador tuvo que ponerse al frente de un conflicto que debería haber solucionado el ministro”, agregaron con algo de fastidio.

En cuanto al accionar de los efectivos movilizados, este portal pudo saber que ya se iniciaron sumarios, sobre todo a aquellos policías que estaban de servicio. De todos modos aclaran: “No es la idea hoy tomar represalias”.

Durante el anuncio de hoy en el Salón Dorado de Gobernación, Kicillof estuvo acompañado por la vicegobernadora, Verónica Magario; el jefe de Gabinete, Carlos Bianco y Berni.

Al terminar el anuncio, Kicillof dejó un gesto hacia el ministro. “¡Sergio, Sergio!”, gritó el Gobernador. El ministro se acercó y se saludaron con los codos (el saludo que nos deja la pandemia).

Por Juan Alfaro (ALFA)

Fuente: Cronos



Categorías:Policiales, Provinciales

Etiquetas:, , ,

A %d blogueros les gusta esto: